Las zonas vinícolas más conocidas de Chile se ubican en el Valle Central que se extiende de Norte a Sur entre los ríos Maipo y Maule y que limita al este con la cordillera de Los Andes y al oeste con el Océano Pacífico.

 

La cercanía entre las altas cumbres andinas y el Pacífico dan origen a una topografía determinante en el cultivo de la vid. Estas características generan un sinnúmero de microclimas, cada uno de los cuales ofrece condiciones distintas que le dan a las uvas características propias e inimitables con alta calidad.

 

Valle del Maipo

Este valle marca el límite norte del Valle Central y es la zona vinícola más antigua de Chile. Por mucho tiempo fue considerada la mejor del país, especialmente por sus extraordinarios Cabernet Sauvignon. El clima del valle, que se divide en dos por el río que le da el nombre, es cálido y seco. Sin embargo, la fuerte influencia de los vientos del Pacífico y la topografía de Los Andes hace que existan innumerables microzonas, cada una con características particulares. Desde siempre los vinos tintos del Maipo se encuentran entre los mejores del país aunque en el último tiempo algunas zonas cercanas a la costa han comenzado a deslumbrar con sus blancos.

 

Valle de Rapel

Camino hacia el sur surge este valle, cuyos viñedos se encuentran mayoritariamente entre los 600 y 1000 metros de altura sobre bancos fluviales. La proliferación de microclimas distintos permite el cultivo de una gran variedad de cepas. El clima mediterráneo es más húmedo y los vientos más fuertes que en el Maipo. En el Valle de Rapel predomina el cultivo de variedades tintas y en él se asienta un sinnúmero de viñas de larga tradición.

 

Valle de Curicó

Este valle queda a continuación del de Rapel en dirección al Sur. Su clima es mediterráneo y su topografía se caracteriza por suelos franco-arcillosos. Una de sus caraterísticas más importantes es la gran oscilación térmica entre el día y la noche. La fuerte caída de las temperaturas a partir de media tarde hace que la maduración de las uvas sea más lenta y, a la vez, le dan un grado de acidez levemente mayor al promedio. Esto le entrega a los vinos de esta zona un carácter fresco y con mucha fruta. Junto al Valle de Rapel, conforman el corazón del Valle Central.

 

Valle del Maule

Este valle es el más extenso del país y marca el límite sur del valle Central. Más ancho que los anteriores permite el cultivo de la vid en zonas planas de gran extensión. Su nombre se debe al río que lo atraviesa por la mitad y que junto a sus afluentes reciben los deshielos de la milenaria cordillera de Los Andes garantizando la irrigación de sus tierras.

HOMEORIGENVINOSPREMIOSENTRETENCIÓNCONTACTOSPRENSA
Chile: País de VinValle CentralViña Aresti